9 jun. 2016

7 libros que leí en un pispás.

No sé si a vosotros os pasa, pero yo tengo momentos de necesitar leer algo en dos microsegundos. No sé, libros cortos que me hagan tener la sensación de que hago algo con mi vida. Por eso, aquí va una lista de libros que me leí en un día/día y medio, por si acaso os apetece echarles un ojo.


Cinder. Ya hay una entrada sobre esto, así que no me extenderé muchísimo en el resumen. Solo decir que es un retelling de la historia de Cenicienta en un futuro genialoso y que lo empecé en clase y no pude parar hasta acabarlo. [390 páginas]


Sopa rota. También hablé de este libro en el top libros 2015. Tiene una historia sencilla pero muy bonita, no muy larga y que me encantó. [215 páginas]


Girl meets boy. Esta historia es otra cosa distinta. No sé, no he leído nada así jamás. La verdad es que todo lo que he leído de la autora (no ha sido mucho, relatos cortos) es igual de especial. Tiene un estilo raro y diferente, tan preciosísimo que no pude parar hasta acabar. [164 páginas]


Nick & Norah's infinite playlist. Buah, hace mucho que la leí, pero me gustó muchísimo. Además, parece apropiado leer esto en un día, ya que la historia pasa en una noche. No solo me pareció absolutamente fabulosa, sino que me descubrió un montón de música y por ello estaré eternamente agradecida. [183 páginas]


Me before you. Vale, lo reconozco, hay un poco de trampa en decir que leí esto en un día. Pasaron dos semanas desde que la empecé hasta que la acabé, pero no leía todos los días. De hecho, leí como dos o tres máximo, y leía casi doscientas páginas cada vez. Es una historia preciosa escrita maravillosamente y, bueno, escribí un poco más de ella en Goodreads. [481 páginas]


Diario de Golondrina. En realidad, todo lo que ponga aquí escrito por Amélie Nothomb se puede leer en un día. De hecho, en tres horas. Es cortísimo e intensísimo. Un suicidio psicológico y emocional, un hombre que se convierte en asesino a sueldo porque matar es lo único que le hace sentir algo otra vez y, aunque parezca raro, el amor por alguien una vez está muerto. Este libro es una explosión cerebral. Sublime. [112 páginas]


Antichrista. Otra que tal. Me ventilé esto en unas horas, es IMPRESIONANTE. Habla de la manipulación psicológica, del acoso, de cómo alguien puede controlar tu vida sin que el resto se de cuenta... La protagonista te narra cómo conoce a Christa en la universidad, esta se hace su amiga y poco a poco va quedándose con su vida, robandosela y dejándola al margen de ella. Blanche ve a Christa convertirse en Antichrista, y lucha porque todos la vean como realmente es. [131 páginas]


Espero que os haya gustado. A lo mejor hago más, si es que leo más libros en un día. Tengo esperanzas de hacerlo en verano, así que quien sabe.


29 ene. 2016

A monster calls, by Patrick Ness.

The monster showed up just after midnight. As they do.


INFO                    
       A monster calls
         Autor: Patrick Ness
         Editorial: Candlewick Press
         Formato: Tapa blanda
         Páginas: 225
         Fecha de publicación: 2014
         ¿Está en español? Sí.


"What do you want from me?" Connor said.
It is not what I want from you, Connor O'Malley. It is what you want from me.
"I don't want anything from you."
Not yet, said the monster. But you will.


Este libro es muy importante.

Parece que últimamente siempre digo eso de todos los libros que leo, pero será porque escojo muy bien mis lecturas. La verdad es que las últimas cosas que he leído siempre han tratado (y muy bien, por cierto) temas de los que o se pasa de largo o se habla muy poquito, y más en todo lo dedicado al público joven. En este caso pasa lo mismo. Patrick Ness, autor al que amo con toda mi alma por The Chaos Walking (trilogía de la que os hablaré dentro de poco, espero) ha creado un cuento maravilloso entorno a la vida y la muerte que me ha dejado fascinada.

Os cuento un poco.

A-Monster-Calls-007.jpg (460×276)Un día, cuando Connor se despierta a media noche, hay un monstruo al otro lado de su ventana que espera algo de él. Sin embargo no es el monstruo que él se espera, ni el que teme. Creyendo que es solo un sueño lo despacha rápidamente, esa y todas las noches que el monstruo va a visitarle. Sin embargo, no es todo tan fácil: como si no tuviera suficiente con lidiar con La Pesadilla, cada mañana cuando despierta encuentra más y más muestras de que tal vez aquellas visitas no sean tan oníricas como a él le gustaría: hojas en la cama, bayas por el suelo, ramas creciendo de las paredes de su habitación y esa increíble sensación de inquietud que le dejan las palabras del monstruo al despertar.

La madre de Connor está enferma. Viven solos, ya que su padre les dejó y tiene su propia familia al otro lado del océano, en Estados Unidos. Después de muchísimos tratamientos, cuando su madre parece que solo empeora, llega a su casa la abuela, una mujer resolutiva y algo autoritaria a quien Connor no aprecia demasiado. La situación cada vez se pone más peliaguda y, al final, Connor acaba accediendo al trato que le ofrece el monstruo: escuchará pacientemente los tres cuentos que este tiene que contarle y, a cambio, Connor le dará a él algo de infinito valor: la verdad. Ese es el trato. Tres historias a cambio de una, y el monstruo le ayudará.

Stories are the wildest things of all, the monster rumbled. Stories chase and bite and hunt.

Este no es solo un libro sobre una familia un poco rota y cómo superar la pérdida de un ser querido. Sí, supongo que también lo es, pero no es solo eso. Es mucho más. 

Es un libro sobre la soledad que puede sentir alguien ante su entorno y su situación, sobre la impotencia, sobre la rabia, sobre la imposibilidad de hablar de lo que verdaderamente sientes porque te da miedo que te juzguen o no quieres molestar o no crees que a nadie más le importe, sobre sentir cosas que te avergüenzan y te hacen sentir culpable y desearías poder arrancar. Sobre ser sincero con uno mismo y con los demás, ser gentil, darse un respiro, entenderse. Sobre curar y curarse, sobre perdonar y perdonarse, sobre dejar ir y que tu corazón pese o no.

Siempre recomendaré este libro, eso lo sé seguro. No voy a dejar que el monstruo se olvide de vosotros, porque tiene cosas que enseñarnos a todos. Tiene que curarnos a todos. Así que, por favor, dejadle entrar por vuestra ventana. Dejad que se acomode en vuestra sala de estar. Dejad que os cuente su historia, porque va a servir, ya veréis.

Dejad que el monstruo vaya a veros.

There was once and invisible man who had grown tired of being unseen.
It was not that he was actually invisible. It was that people had become used to not seeing him.
And if no one sees you, are you really there at all?

One day the invisible man decided, I will make them see.

He called for a monster.


But there are harder things than being invisible.




3 ene. 2016

Reto personal: 16 libros que leer en 2016



        
*Nole, lete, lete, lete*

      
*Nole, lete, lete, lete*

    
*Lete, lete, lete, lete*

      
*Lete, lete, lete, lete*




30 dic. 2015

Los mejores en 2015.

*Voy a escoger los 9 mejores porque como algunos son sagas pues así compenso un poco. No van a ir por orden*

The Apple Tart of Hope, Sarah Moore Fitzgerald
Este libro me dejó una sensación de contento, satisfacción y como calorcito (?) que solo te dejan los libros bonitos de verdad. Porque yo lo llamaría eso: bonito. E importante. Habla de la amistad y de la esperanza de una forma que me parece preciosa.


Sopa rota
Sopa rota, Jenny Valentine
Creo que este libro está en esta lista simplemente porque llegó en el momento justo y fue lo que necesitaba (que eso no le quite méritos, eh). Es sencillo, pero muy fuerte.


 6276045
The Chaos Walking #1 y #2, Patrick Ness
No puedo hablar de esta saga sin ponerme a gritar como una loca. Mucho dolor, muy fuerte, muchos feelings. Creo que haré una entrada cuando me lea el tercero (PD: el tercero lo tengo en mi poder desde hace meses y aún no me he visto preparada para cogerlo. Si eso os dice algo, pues ea).


9557
Sputnik Sweetheart, Haruki Murakami
Un libro muy especial que habla sobre el amor y el no amor y las expectativas y la vida que no sabría describir, así que os invito a todos a leerlo para descubrirlo.


The Lunar Chronicles #1, #2 y #3, Marissa Meyer
Creo que ya hablé suficiente de estos libros aquí, así que id a la entrada si queréis saber por qué están en esta lista.


22817474
We are all completely beside ourselves, Karen Joy Fowler
No sé hablar de este libro sin destriparlo. Habla tanto y tan bien de la familia, de las personas, de las expectativas, del echar de menos... Dice cosas muy importantes. Sé que tardé mil millones de años en leerlo, y sé que fue porque no quería que se me terminara.


20614787
Bird, Crystal Chan
Ay, este libro. No puedo hablar con nadie de él porque literalmente no conozco a nadie que se lo haya leído pero, como con The Apple Tart of Hope, la sensación que me dejó es de bien, de calor, de estar contenta por haber podido leer la historia de estos niños y esta familia y estos fantasmas.



La chica en la orilla del mar #1 y #2, Inio Asano
Estos dos mangas son una de las cosas más durillas que he leído en mucho tiempo. Hablan de la relación entre dos chavales muy autodestructivos que inician una relación bastante tóxica de necesitarse el uno al otro, y no es fácil leerlo. No os lo recomendaría si no os gustan los dibujos muy explícitos, porque si algo define a esta historia es esa palabra.


Entre tonos de gris, Ruta Sepetys
Una cosa que siempre me ha causado mucha curiosidad, personalmente, es cómo todo el mundo habla siempre de las atrocidades que hizo Hitler en la SWW y nadie parece mencionar a Stalin. Me alegró poder leer, por fin, una historia desde la perspectiva de alguien que sufre eso, el koljós, el gulag, el frío, la separación. Cuando conocí a la autora en la Feria del Libro no pude por menos que darle las gracias por escribir esta especie de Diario de Anna Frank de protagonistas lituanos con final en Siberia.



Howl's Moving Castle, Diana Wynne Jones 
Dios, este libro es lo mejor de la vida. Me encantó. Es distinto a la peli en muchas cosas, pero me gustó porque lo sentí como que había más de la historia en cuanto a personajes (hay más, pero a los que salen en la peli les conoces un poco mejor), trama, complejidad... Vamos, uno de esos libros un poco más para peques que los lees y entiendes cosas y jo. No puedo esperar a leer los dos siguientes.


2 jun. 2015

The Lunar Chronicles.

Esto no es una reseña. No sé que es, pero una reseña desde luego que no.

Hoy vengo a hablar de la saga The Lunar Chronicles (Las crónicas lunares en español), escrita por Marissa Meyer. Os explico de qué va: los libros que conforman esta saga son básicamente un retelling de los cuentos clásicos de toda la vida, es decir: historias basadas en los cuentos que ya conocemos, en este caso La cenicienta, Caperucita roja, Rapunzel y Blancanieves, que la escritora ha cogido y ha adaptado a su mundo y a su manera. Creo que no he leído muchos de estos (tampoco puedo decir, no estoy muy segura tbh) pero la verdad es que molan un montón, porque ves los elementos comunes con las historias originales y en cierto modo sabes cómo va a acabar todo (o al menos te lo imaginas), pero lo bonito es ver qué hace y cómo se las apaña la autora para llevar las cosas.

Even in the future the story begins with 'once upon a time'.

 
Ficha de Cinder en Goodreads.
Ficha de Scarlet en Goodreads.
Ficha de Cress en Goodreads.

The Lunar Chronicles es una saga ambientada entre Tierra (después de la cuarta guerra mundial, si mal no recuerdo) y Luna, que hace nosécuántos años fueron unos cuantos humanos para allá y al adaptarse o noséqué cosas acabaron desarrollando unas habilidades especiales muy chulas a las que volveré luego. El mundo donde está ambientado es totalmente futurista donde hay humanos, lunares (con poderes), androides, cyborgs, teleredes, vehículos voladores varios y muchas cosas muy guays de las que siempre se ven en las películas del futuro. Los continentes están organizados de forma diferente, más agrupadito todo y con una alianza entre ellos, y más o menos todos están a ver qué pasa con Luna y su reina, Levana, que es más mala que un dolor de muelas y se pasa la vida pensando en nuevas formas de putearles a todos. Siento la palabra, pero es que esto es así. Levana es una furcia insoportable y pobrecitos todos los gobernantes de los demás países (sobre todo el pobre Kai-- Kai, que rima con kawaii y es bae). El caso, que se me va: la saga de Las crónicas lunares narra una historia de las movidas entre Tierra y Luna donde Cinder, nuestra principal protagonista, se mete de lleno sin querer y donde jugará un papel un poquillo más importante del que se creía.

Ahora, me organizo.

El primer libro es el de Cinder (inspirada en Cenicienta), una cyborg que trabaja como mecánica para ganar un sueldo que llevarle a su madrastra. Años atrás, su padrastro la adoptó en Europa y se la llevó para allá, pero murió por una enfermedad que arrasa todo el planeta, la peste, y Cinder se quedó sola con su mujer y sus otras dos hijas (aunque en realidad con una de ellas se lleva bien). Desde entonces, como ya supondréis, nadie le hace mucho caso ni le da mucho amor que digamos: trabaja en el mercado junto con su mejor amiga la androide Iko, y al final poco a poco se convirtió la mecánica más famosa de toda la ciudad. Fue por eso que el príncipe Kaito de la Eastern Commonwealth (Comunidad Oriental if I'm not mistaken) va "de incógnito" (con una sudadera y la capucha puesta OH WOW) a verla para pedirle ayuda con un androide que ha dejado de funcionar. Y así va, y va, y va, y es como muy majete, y ella se esfuerza mucho por ocultar sus partes de cyborg para que él no se cosque, y la invita al castillo, y el shippeo aparece y... y eso. Que pasan cosas y algunas son guays y otras graves y al final acaba el libro como WAAAT.

Este es Kai. Kai es bae.
Do not touch.
Aunque para ser sinceros es un poquillo predecible, la verdad es que el libro de Cinder no me decepcionó en ningún momento y con decir que me lo ventilé en un día creo que lo digo todo. 

Por no hablar del hype. EL HYPE.

Es que... Aww.

Do your kind even know what love is? Can you feel anything at all, or is it just... programmed?




El segundo libro es el de Scarlet (Caperucita roja), una chica que vivía en una granja francesa con su abuela hasta que alguien la raptó (a la abuela, no a Scarlet). A pesar de lo insistente que se pone, nadie se molesta en ayudar a aquella mujer con la que nadie simpatiza mucho y que estuvo hace unos veinte años en el ejército como piloto. Cuando Scarlet ya está al borde de la desesperación, aparece de pronto un muchacho en su pueblo que se hace llamar Wolf (Lobo) y que se pasa la vida en peleas callejeras. Una serie de eventos la llevan a sospechar que ese tío podría tener algo que ver con la desaparición de su abuela y, cuando le interroga poniéndose un poco chula (Scarlet es muy badass y eso mola un montón), resulta que efectivamente él podría saber algo y no solo eso, sino que la va a ayudar. Así que todo perfecto. Juntos cogen el tren hasta París, donde él le dice que están todas las respuestas, y... digamos que la cosa se complica.


Respecto a ellos hasta aquí puedo leer, que los spoilers son muy fáciles y lo que mola es ir leyendo.

I think I realized that I would rather die because I betrayed them, than live because I betrayed you. 
Que me mUERO.

Por otra parte, una de las cosas más geniales de este libro es que no solo comienza con la historia de Scarlet y el lobo, sino que además continua con la de Cinder justo donde la autora la deja en el primer libro. Para empezar, se introduce a un nuevo personaje que irá cogiendo más y más importancia en la trama, Throne, un "capitán" americano que por circunstancias de la vida se acopla a Cinder en sus peripecias y que a ella la lleva por la calle de la amargura porque paciencia lo que se dice paciencia la chica no tiene demasiada. Ellos dos, junto con Iko, continuarán sus aventuras mientras además siguen pasando cosas con Levana y Kai.

Si digo algo más es spoiler, así que añado que al final del libro ambas tramas acaban cruzándose y paro.


Por último, el tercer y último libro (de momento) es el de Cress aka Rapunzel, una muchacha lunar que había estado toda su vida encerrada en un satélite que daba vueltas alrededor de Luna y que básicamente es una hacker de la vida. Trabaja al servicio de la zorra de Levana, aunque simplemente porque no le queda otra, pero a la mínima oportunidad que tiene consigue comunicarse con los protagonistas y mandar un SOS. Cress se ha pasado unos siete años allí encerrada, sobreviviendo con la comida y agua que su maestra le lleva y enganchada a Netflix la cultura de Tierra a través de su conexión a internet. Porque sí, amigos, entre stalkeo y stalkeo hay tiempo para ver películas "antiguas" y a desarrollar una imaginación portentosa (como la de Cress).

Cress, por cierto, es una adolescente. La adolescente más adolescente de todos los que protagonizan esta saga, me atrevería a decir. Así, como buena muchacha hormonada y sin nada mejor que hacer que pulular por internet, acaba desarrollando un pedazo de cuelgue por un famoso del tamaño de un castillo. Y el receptor de ese crush es, efectivamente, el querido y encantador Thorne. Sí, el nuevo amigo de Cinder. Y sí, el que va a rescatarla del satélite cuando ella consigue contactar con ellos.

"But you're a prisioner," said Thorne.
"I prefer damsel in distress."

Madre mía, cómo se pueden complicar tanto las cosas en un momento por una tontuna. Bueno, a ver, no "tontuna", porque Crescent necesita que alguien la saque de ahí, pero en serio... la que se lía es parda.

¿Resultado? Cress y el crush (me he reído al escribir eso, ok) teniendo que buscarse la vida y el resto [SPOILER] desperdigao' por ahí.
De nuevo, esta historia continua donde se queda la anterior, desarrollando todas esas cosas que se habían quedado a medias antes e introduciendo más y más información, acción, trama y feelings a tutiplén que yo de verdad no sé cómo he estado asumiendo. A ver, hay algunas cosas que no me han gustado tanto que simplemente eran consecuencia de las cosas que iban pasando y que ojalá que no hubieran tenido que ser así, pero aún así OMG. En serio. 

Y cuando ha llegado ese final (un poco a lo Katniss, no lo voy a negar)...



Maybe there isn’t such a thing as fate. Maybe it’s just the opportunities we’re given, and what we do with them. I’m beginning to think that maybe great, epic romances don’t just happen. We have to make them ourselves.


La verdad es que es una pena que no pueda hablar más de esta saga (con propiedad, me refiero). Quiero decir, a parte de lo predecible que es por sí misma en algunas ocasiones, si encima voy yo y me pongo a soltar spoilers, pues... como que pa' qué. Así que me temo que esto va a ser todo lo que diga de esta saga, además de que ES UNA PASADA Y MOLA MUCHO Y JOER HACÍA UN MONTÓN QUE NO ME ENGANCHABA ASÍ.

Ah, y: NE. CE. SI. TO. WIN. TER. YA. Tengo que conocerla en serio. Lo poco que sale en Cress me ha dejado encandilada... aquí una muestra:

“But you are crazy.” 
“I know.” Winter lifted a small box from the basket. “Do you know how I know?” 
She didn't answer. 
“Because the palace walls have been bleeding for years, and no one else sees it.” She shrugged, as if this were a perfectly normal thing to say. “No one believes me, but in some corridors, the blood has gotten so thick there's nowhere safe to step. When I have to pass through those places, I leave a trail of bloody footprints for the rest of the day, and then I worry that the queen's soldiers will follow the scent and eat me up while I'm sleeping. Some nights I don't sleep very well.” Her voice dropped to a haunted whisper, her eyes taking on a brittle luminescence. “But if the blood was real, the servants would clean it up. Don't you think?”

De verdad, no me digáis que no.

En fin. Sufrimiento puro. Pero antes de despedirme e irme a fangirlear donde no moleste a nadie, solo añadir que, por si los cuatro libros que va a acabar teniendo la saga no fueran suficientes, Marissa Meyer ha escrito además tres relatos y un spin off de Levana que existen, supongo, para que a los lectores no nos queramos tirar por la ventana (supongo... y espero). Con ellos, el orden se quedaría así:

     0.5. Glitches -- Según dicen, recomendable leerla antes de Cinder.
     0.6. The Little Android. -- En realidad, no sé muy bien dónde encaja esto pero idm.
1. Cinder.
     1.5. The Queen's Army. -- La historia de Wolf.
2. Scarlet.
3. Cress.
     3.5. Fairest. -- La historia de Levana.
4. Winter.


Si habéis leído estos libros, compartid conmigo la agonía (spoiler free if possible) y comentad esta entrada diciendo qué os pareció, qué libro os gustó más, quién es vuestro OTP, etc. 

Si no, ¿queréis leerlos? 



5 abr. 2015

Me and Earl and the Dying Girl.



INFO                    
         Me and Earl and the Dying Girl.
         Autor: Jesse Andrews
         Editorial: Amulet Books
         Formato: Tapa blanda
         Páginas: 295
         Precio: $ 7.95
         Fecha de publicación: 2012
         ¿Está en español? Sí.


Pues... sí, he decidido volver a las reseñas. Pero no, no van a ser como antes; ni tan regulares, ni tan largas (o eso pretendo). No voy a hablar de cosas más "técnicas", por así decirlo (para eso podéis leerme en Fantasymundo.com, donde colaboro reseñando). Voy a hablar de qué me ha parecido el libro. Es por eso que, además, no vaya a reseñar todos los libros que lea, solo de los que vea que tengo algo que decir. A lo mejor me pasa con muchos, y a lo mejor no. Ya veremos.
Tras esto, comencemos con el primer libro.

Por alguna razón, tenía altas expectativas respecto a Me and Earl and the Dying Girl. No conozco a casi nadie que lo haya leído, y definitivamente no había hablado con nadie de este libro o de su argumento, así que creo que fue la portada (es preciosa, en mi opinión) la causante de tal problema. Porque sí, fue un problema. Esperaba que este libro me gustara mucho. Estaba segura que me gustaría, por eso lo metí en mi wishlist de Booky y por eso me hizo tanta ilusión que me lo regalaran en navidad. Pero no, no me ha gustado. Al menos, no tanto como me esperaba.

El libro va de un chico, Greg, el narrador, que empieza a quedar con una chica, Rachel, a quien le han diagnosticado leucemia. Lo hace porque su madre le obliga, básicamente. Esa información la podéis encontrar en la sinopsis, así que no hace falta que me explaye mucho más. No es muy novedoso, en un primer momento, sobre todo teniendo en cuenta la cantidad de libros de gente con cáncer u otras enfermedades terminales que hay últimamente. La gracia de este, supuestamente, es que por una vez trata las cosas desde un punto menos drama y más cómico. El objetivo de este libro es frivolizar un poco con el tema, de una forma más ligera, para que no se haga tan duro y se convierta uno más. Y empieza bien. Empieza haciéndolo. Pero no tiene buen resultado, digamos.

No es por culpa del objetivo. Es por culpa del narrador, que también es protagonista, porque es idiota. Yo lo siento mucho, pero esto es lo que es. Ya lo dije en mi mini-"reseña" de Goodreads. Greg es un imbécil y, en serio, llegó un punto en el que no paró de darme una vergüenza ajena tremenda. Pero antes de embalarme y ponerme a despotricar, creo que voy a explicar un poco a qué viene todo esto.

AVISO: EN EL SIGUIENTE PÁRRAFO SOY YO DESAHOGÁNDOME UN POQUITO Y PUEDES SALTÁRTELO CON TODA LA TRANQUILIDAD, AVISO CUANDO ACABE DE SOLTAR SAPOS Y CULEBRAS POR MI BOCA.

El primer problema, creo, es el hecho de que sí, Greg es un chico adolescente y básicamente está centrado en las dos cosas que la teoría dice que les preocupan a los chicos adolescentes: las tetas. Sí, esas son las dos cosas. No quiero que ahora nadie se piense que es un salido y que está todo el rato así, not really, pero el caso es que el resto de las cosas le dan un poco igual. Me explico: él no tiene amigos porque prefiere ser majete con todo el mundo antes de que le pongan una etiqueta y el resto del instituto le "odie" (wtf, ¿por qué iba todo el instituto a odiarte por tener un grupo de amigos que comparte tus gustos y con los que te sientes cómodo? Es estúpido, para empezar); su pasión, que es rodar películas con su socio Earl, es secreta porque le da miedo que la gente lo juzgue; no tiene intereses intelectuales ni se preocupa por nadie, y la mayoría de las veces ni siquiera tiene en cuenta al resto. Cuando empieza a quedar con Rachel, aunque me gusta que desde el principio se ría del lector (en plan bien) diciendo cosas como «y si creías que en ese momento nos miramos y nos dimos cuenta de que estábamos enamorándonos el uno del otro, estás bastante equivocado y puedes tirar esta mierda de libro e irte a hacer cualquier otra cosa» (esto no es literal, pero básicamente resume la primera mitad de la historia), no me gusta cómo llega un momento en el que convierte eso en costumbre. Ugh, me da la sensación que Greg me está cayendo peor de lo que me caía durante el libro al pensarlo, pero es que él solo se preocupa por lo suyo. Se preocupa por lo que la gente piense de él porque esté quedando más con Rachel; se preocupa de hacer reír a Rachel solo porque, si no lo hace, él va a sentirse mal; no para de reírse de un chaval que no le ha hecho nada solo porque la chica más buena del instituto se está riendo por las bromas... Yo qué sé. Cosas que te dan ganas de abofetearle. Incluso acaba entrando en un modo automático de tonterías estúpidas en las que se pone en ridículo y crea atmósferas muy incómodas hasta para el lector. A veces no podía dejar de pensar qué mierda te pasa, en serio, al final va a ser verdad que tienes un hongo devorando tu cerebro.

Y luego, bueno, está el hecho de que se pasa todo el libro diciendo eso de «este libro es una mierda», «no sé por qué lo estás leyendo», «es un milagro que hayas llegado a esta página», «probablemente deberías cerrarlo ya e ir a darte cabezazos contra una puerta, sería mejor para tu cerebro». Literalmente. Y al principio vale, es un buen recurso, es gracioso. Una especie de captatio benevolentiae algo cansina, pero vale. Hasta cierto punto. Y si solo lo hiciera con el lector, pues bueno... Pero la verdad es que lo usa con los personajes, también, y al final todo es un compendio precioso de gente haciendo roll eyes en su dirección y pensando ENOUGH, GREG.

FIN DEL DESPOTRIQUE, PODÉIS SEGUIR LEYENDO MÁS TRANQUILAMENTE, GRACIAS POR LA PACIENCIA.

Si no has leído esto último, resumo: Greg es una persona egoísta y pesada que no se preocupa mucho por los demás y usa demasiado la falsa modestia. Si lo has leído, bueno, concluyo que, en mi opinión, supongo que Greg no es un mal personaje, aunque sea cargante de c***nes.

Y respecto a los otros, vale, me han gustado infinitas veces más. 

Lo malo de Greg es que, incluso cuando está escribiendo un libro sobre su amiga la dying girl, al final se las apaña para hacer el libro sobre él. Esto me frustra mucho, de nuevo. Digamos que de alguna forma lo que hace es contar los últimos meses de Rachel... Y en realidad no habla más que qué le pasó a él durante el tiempo en que Rachel tuvo cáncer. Es como con lo de la película (si lo lees, entenderás esto, pero no voy a decir más). Ni siquiera se pone a pensar seriamente en lo que supone la leucemia hasta el final, para poner un ejemplo. Y es por todo esto que en realidad no lleguemos a conocer a Rachel a lo largo de la historia. Pero es que ni nosotros los lectores, ni ellos. Cuando acaba la novela, en esas últimas páginas donde normalmente los narradores se ponen profundos y reflexionan acerca de lo que te acaban de contar como si tuvieran cincuenta años y no diecisiete (adoro esa parte con toda mi alma, no os voy a mentir), eso es lo que él concluye. Que, en realidad, ni Earl ni él la conocieron muy bien. Y es como BUENO AL MENOS TE HAS DADO CUENTA, YOU DUMBASS.

La verdad es que Greg es un personaje bastante bueno, porque si no lo fuera no me haría sentir toda esta mala leche y frustración.

Estoy tan feliz de que Earl exista para cantarle las cuarenta... de verdad.
De él tampoco sabemos demasiado, pero básicamente por lo mismo. Voy a intentar no repetirme más, que esto ya se está alargando y a) no pretendía extenderme, b) no quiero ser una hater pesada. Earl mola, con eso lo digo todo. Me encanta cómo habla y el gross mode y, sobre todo, me encanta el final. Por suerte o por desgracia, no hay mucho más que yo pueda/vaya a añadirle a eso.

Como conclusión, supongo que podemos decir que el libro en sí me ha gustado, pero no me ha gustado. Está bien hecho, si me preguntáis: los personajes (cof, cof, básicamente Greg) son definitivamente creíbles, pero son TAN humanos que, como los humanos en la vida real, son (es) insoportable(s). Por eso me ha gustado, porque es real. Porque los chavales son así. Y porque, al fin y al cabo, aunque Greg sea como es hacia los otros, con el lector es honesto -para las cosas buenas y para las malas, porque no tiene razones para mentir- y eso siempre se agradece. ¿Que estoy conforme/satisfecha con cómo ha sido el libro? No. No me ha gustado eso. No por el final, sino por las cosas que pasan, sin más. Algunas son patéticas, otras ridículas, otras demasiado vergonzosas. No repetiré que Greg me ha hecho enfadar. Pero, quitando eso, no ha estado mal. En serio.

¿Que si lo recomiendo? Yo qué sé. Que cada uno haga lo que vea.


7 may. 2014

Corazón de mariposa, Andrea Tomé.


FICHA TÉCNICA                    
         Título: Corazón de mariposa
         Autor: Andrea Tomé
         Editorial: Plataforma Neo
         Formato: Tapa blanda
         Páginas: 268
         Precio: 15,90 €
         Fecha de publicación: marzo de 2014
         Empieza a leer: aquí.


Victoria y Kenji comparten un secreto: las cicatrices que recorren sus muñecas. Para ella, los días transcurren contando calorías e intentando que su hermana no la obligue a comer más de lo que ella considera suficiente. Él vive escondiendo las marcas de su pasado bajo tatuajes y trabajando de sol a sol en un bar para amantes del rock. 
Ambos están solos, aislados del mundo… 
Hasta que Kenji descubre a Victoria en los baños del bar donde trabaja rodeada de un charco de sangre. Todos creen que ha intentado suicidarse, porque sufre anorexia, porque su novio acaba de dejarla, porque en definitiva parecía inevitable. Pero nadie la entiende realmente… hasta entonces. 
Victoria y Kenji se mueven a la velocidad de la vida e, inevitablemente, acabarán encontrándose.



Voy con bastante prisa, Fisiología me llama, así que intentaré reseñar rápido (lo siento). He aquí el libro que ha ganado el premio LA CAIXA / PLATAFORMA este año en el que, por cierto, he vuelto a quedar finalista :3Corazón de mariposa, de Andrea Tomé

Una preciosidad, si os soy sincera. Eso es lo que es. Pero también es duro, es muy duro, a veces escalofriante, a veces terrible, y también esperanzador y dulce y como un rayito de sol colándose por el agujero de una persiana rota. Es todas esas cosas. Pero todos somos todas esas cosas, al fin y al cabo, ¿no? Todos tenemos nuestra cara oscura y oculta que no queremos que nadie vea, un secreto nuestro que nadie más entiende y una versión propia de lo que somos, que será lo que nos duela aunque nadie más lo entienda.

En eso, he entendido a Victoria. Y también a Kenji, a veces.

A veces el dolor es tan profundo que creo que podré sacarlo de mi interior a través de mis heridas, lo que dice bastante de mi inteligencia.

Este libro va sobre una chica anoréxica. Por decirlo rápidamente. La protagonista, Victoria, sufre anorexia desde hace años; ha tenido sus altibajos, pero más o menos estaba mejor... Hasta que su novio le dice que deberían darse un tiempo, y ella corre por las calles de Santiago hasta que encuentra un barucho que tiene precisamente lo que busca: un bar con una navaja preparada para ella, para aliviar su dolor. Solo quería hacerse unos cortes, liberar el dolor. Autolesionarse supone un escape para algunas personas; eso es lo que ella buscaba, al fin y al cabo. Pero no quería suicidarse, y eso es lo que nadie entiende.
.
Solo quería escapar.
.
Digamos que las cosas no salen como debería y acaba de nuevo en el hospital, con su hermana encima de ella, con enfermeras obligándola a comer y con un peso determinado al que debería llegar.
Todo, absolutamente todo, es horrible. Y no puede escapar. Solo puede intentar engañar a las autoridades y fingir que está conforme hasta que la suelten y vuelva a ser libre. O bueno, relativamente libre. Nadie va a quitarle los ojos de encima ahora, de eso puede estar segura ahora.
El reloj marca las horas pasando despacio, las calorías corriendo a su alrededor y su cuerpo encogiéndose hacia la simple mención de la comida.
Victoria se pasa la vida contando.
Hasta que llega otra persona que está más cerca de comprender lo que es el dolor que nadie antes.


A veces es extraño que fuera, en la calle, brille el sol, cuando tú en casa sientes que todo lo que te rodea es gris; que haga un frío de mil demonios y, por mucho que te abrigues, no consigas alejarlo de ti; que la gente siga preguntándote cómo te encuentras, aunque la respuesta sea obvia. A veces, la vida en sí es extraña y no eres capaz de averiguar qué haces tú en ella. Alguien debería pedirnos permiso antes de arrojarnos, como un paquete demasiado pesado, a este mundo.

No os contaré más sobre la historia en sí, sobre la relación entre Victoria y Kenji y su desarrollo, solo sobre lo que me ha parecido leerla. Por eso intentaré ser breve. Corazón de mariposa ha sido... duro. Bastante terrible, a veces. Eso ya lo he dicho más arriba, pero bueno. Lo he pasado mal leyéndolo en ocasiones. Era angustioso. Y, sin entrar en nada personal, era más angustioso aún sentir cómo compartía ciertos pensamientos con Victoria. Sentir cómo podía perderme en párrafos pensando "es verdad".

Es curioso cómo notas el tiempo pasando tan despacio y, sin embargo, cuando te das cuenta, el presente ya se ha desvanecido. Todo es pasado y nada es futuro.

No me ha gustado este libro en el sentido en que no me ha gustado cómo me ha hecho sentir en muchas ocasiones. Incómoda, como si alguien me hubiera pillado pensando cosas prohibidas. Culpable, como si estuviera mal que me recreara en algunos párrafos y me perdiera en ellos por unos motivos u otros. Sin embargo, no puedo negar que es un libro que impacta; hace mella en el lector y se va dejando un toque de esperanza al final que pinta los blancos y grises de sus páginas con colores llamativos y alegres que le alegrarían el ánimo a cualquiera.

Siempre me ha gustado esa idea -confesó-. Pensar que puedes alejar el invierno de ti solo con tu ingenio. Y poder concentrarte en el calor de la primavera.

Me ha gustado la ambientación, me han gustado los personajes, me han gustado las cosas que pasan a lo largo de la historia. ¿Que hay cosas que podrían mejorarse? Por supuesto. Por ejemplo, la relación con su hermana, las explicaciones del tema de la vida de Kenji o el final pre-epílogo tan repentino, pero no por eso no es en lo que quería centrarme con esta reseña. Podría hablaros de la preciosa prosa de Andrea Tomé, de esos párrafos tan maravillosos que nos regala tan de repente. Podría hablaros del romance de la novela, de lo magnífico que me ha parecido que él la quisiera pero ello no le impidiera ser racional, duro a veces y tener su orgullo...

Pero no quería hablar de eso, no hoy. Solo quería comentar el sentimiento, que hoy me parece más importante. Corazón de mariposa es una novela que se desnuda y te enseña las cosas como son: crudas, a contrarreloj, a vida o muerte. Es la mente contra el cuerpo y uno mismo contra los demás. Y sin embargo, siempre hay que tener esperanza. Que esa llama nunca se apague. Porque, aunque las cosas no acaben bien, siempre podrán ir mejor.

Enhorabuena de nuevo, Andrea. Ya te lo dije ayer: guau.